viernes, 12 de noviembre de 2010

LOS ESTUDIANTES DEL CURZA RENUEVAN SU CENTRO DE ESTUDIANTES


Seis son las agrupaciones que se presentaron para compulsar en los comicios del 16 y 17 de Noviembre. Se trata del DEMo -independientes-, el Partido Obrero, la Concertación Plural Universitaria, el ERU –Estudiantes Reformistas Universitarios- , la Franja Morada y la Proyección Universitaria, actual conducción del CEUZA.

El abanico radical

Otra vez los sectores radicales definirán su interna partidaria en las elecciones de centro de estudiantes. Serán cuatro las listas radicales (Proyección Universitaria, Franja Morada, CPU y ERU) que competirán por algo más que un espacio gremial.

La Proyección consolida cada día su alianza económica con el grupo HORIZONTE y sectores del gobierno provincial. La Franja Morada –en clara retirada- buscará un lugar algo más decoroso que el conquistado en los últimos años. La CPU volverá a jugar la interna para debilitar a los otros sectores radicales y el ERU mantendrá su alianza con los sectores docentes de la anterior gestión del CURZA, el masachesismo y la gestión de la Universidad del Comahue encabezada por la rectora Teresa Vega.

En esta interna, no debe llamar la atención el apoyo que el sector de La Proyección le brindará a la actual gestión del CURZA, en manos de un sector progresista, clave para definir la elección que marcara la retirada del sector del ex decano Miguel Silva (ahora vicerrector).

La “plancha”

Es evidente el estado de desmovilización estudiantil en los últimos tiempos en Comahue. Esa fue la caracterización del momento político compartida por la mayoría de las fuerzas de izquierda partidaria e independiente en el último Congreso de FUC.

El CURZA no es la excepción a pesar de evidenciarse cierta participación estudiantil en la reforma de los planes (Psicopedagogía, Ciencias Políticas y Agronomía) para que estos no queden supeditados a las exigencias de la Ley de Educación menenista.

Sin embargo, evidente es el estado de desmovilización en Comahue luego de los fuertes conflictos de 2004 (contra las acreditaciones a CONEAU) y 2006 (por la democratización de la Universidad). La reforma del estatuto (que creó la figura del “claustro único docente” y aumentó (marginalmente) la participación estudiantil en los consejos, a la vez que mantenía a estos órganos dentro de los imperativos de la LES que establece que los docentes deben tener por lo menos la mitad de la representación) iba en el sentido de cerrar las luchas estudiantiles y normalizar.

Abrirse camino

En medio de las pujas de los partidos la apuesta del D.E.Mo aparece como la única independiente de las estructuras (y recursos) que ponen en juego los partidos. El único espacio además con cierto peso y presencia para disputar el centro con la maraña radical.

El DEMo apostó este año por consolidar un espacio independiente a nivel Comahue que asoma con firmeza y se ha constituido, en menos de un año de vida, en la segunda fuerza a nivel universidad. El FEI –Frente de Estudiantes Independientes- viene a reconstruir un espacio político independiente demandado por los estudiantes en medio de la crisis estructural que atraviesan las fuerzas partidarias.

La puja electoral volverá a darse entre sectores que buscan fortalecer y democratizar la herramienta gremial de los estudiantes y los que solo ven en esta coyuntura, la posibilidad de disputar recursos del estado.